8.1 C
Rosario
miércoles, 18 mayo 2022

Newell's remontó, avanzó a cuartos de final y se medirá frente al Boca de Bianchi


El festejo del final de los jugadores de Newell’s saltando y abrazándose en el medio de la cancha marcó la importancia que tuvo el triunfo para los jugadores rojinegros ante Vélez en el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa Libertadores. Es que la Lepra se hizo fuerte en Liniers y logró un enorme triunfo por 2-1, en el partido de vuelta que le permitió avanzar a los cuartos de final, donde enfrentará a Boca, que batió a Corinthians en Brasil.
El notable triunfo de la Lepra, que no pudo repetir la espectacular actuación de hace quince días en el Coloso, se fundamentó en la ambición para ir a buscar el resultado, el orden, la solidez defensiva, la jerarquía de algunos de sus jugadores y el oportunismo para aprovechar las situaciones que tuvo.
Esta vez, a diferencia del primer partido, Newell’s no tuvo el monopolio del balón, que en la mayor parte del encuentro fue manejado con mucha solvencia por el equipo de Liniers, pero le alcanzó con un muy buen comienzo, en el que marcó un golazo Milton Casco, tras una buena asistencia de Figueroa, para igualar la serie y poner todo como al principio.
Y, en el momento en que Vélez era el dominador, apareció Ignacio Scocco, que le robó el balón a Sabia y aunque necesitó dos remates terminó sentenciando a Sosa para el delirio de los hinchas de la Lepra que estaba en el estadio Amalfitani y para sorpresa de los simpatizantes locales.
[youtube width=”570″ height=”300″]http://www.youtube.com/watch?v=QKmCcp_yjK0[/youtube]
En el complemento a Newell’s le costó aguantar el partudo, porque Vélez le tiró toda la presión encima, manejó el balón con soltura y solvencia y fue inclinando la cancha hacia Guzmán, que debió exigirse en varias ocasiones para evitar la caída del arco leproso.
Por entonces, con el manejo de Gago e Insúa en el medio y las subidas de Peruzzi por la derecha eran un problema sin resolución para el fondo leproso. Y tanto fue Vélez que al final Ferreyra encontró el descuento que le puso más emoción y vibración al final de un partido que de por sí se jugó con mucha presión, con mucha enjundía, amor propio y también momentos de buen fútbol entre dos de los mejores equipos del fútbol argentino de la actualidad.
Newell’s sufrió y debió apretar los dientes en el final hasta que llegó el desahogo y el festejo cuando el árbitro Pitana marcó el final del encuentro y los rojinegros se fundieron en un abrazo colosal no sólo por un enorme triunfo, sino también por haber logrado dar vuelta una serie que había arrancado muy mal desde el resultado.
Boca, el rival de cuartos de final
Fiel a su estirpe copera y contra todos los pronósticos, Boca igualó 1-1 en cancha de Corinthians y firmó su pasaje a los cuartos de final de la Libertadores, donde de antemano ya esperaba el Newell’s del Tata Martino.
La jerarquía siempre presente de Juan Román Riquelme, un inteligente planteo táctico de Carlos Bianchi, sumado a una importante dosis de buena fortuna más algunos fallos bastantes polémicos del árbitro paraguayo Carlos Amarilla, le  permitieron al Xeneize imponerse 2-1 en el global y dar el gran batacazo en San Pablo ante el último campeón de América y del mundo.
La ida será en La Bombonera el próximo jueves con horario a definir y la vuelta en el Coloso Marcelo Bielsa, aunque sin fecha resuelta.
[youtube width=”570″ height=”300″]http://www.youtube.com/watch?v=uXBVm2dZiGA[/youtube]
Fuente: Diario La Capital.

Seguinos

46,390FansMe gusta
16,140SeguidoresSeguir
16,903SeguidoresSeguir

MÁS LEÍDAS