Un muerto y dos heridos en una feroz balacera a una distribuidora de zona sudoeste

Una feroz balacera en una distribuidora de gaseosas de Constitución al 5100, en la zona sudoeste de Rosario, terminó con un joven muerto y dos heridos de arma de fuego. Según el relato de testigos, encapuchados irrumpieron a bordo de una camioneta y dispararon una ráfaga de balas con armas de grueso calibre. Una persona murió en el lugar y las otras dos, entre ellas el dueño del conocido, que es muy conocido en barrio Plata, fueron derivadas a hospitales de la ciudad.

De acuerdo a fuentes policiales, el lugar situado en barrio Plata ya había sido allanado en anteriores oportunidades por presunta comercialización de estupefacientes. El dueño del negocio es una persona conocida en la zona. Se trata de Oscar César G., alias “Gitano” o “El manco”. Fue detenido en enero pasado por orden del fiscal Gustavo Ponce Asahad del Ministerio Público de la Acusación (MPA) y fue imputado como instigador de un tentativa de homicidio por una balacera ocurrida en una vivienda de Savio y bulevar Oroño, estafa, defraudación, amenazas agravadas y falsedad ideológica de documento público.

Alrededor de las 8.30 de la mañana de este sábado, al menos dos personas llegaron encapuchadas al lugar a bordo de una Fiat Toro, aparentemente polarizada, y descargaron una ráfaga de balas.

En la puerta se encontraba un joven de 27 años, supuesto empleado de la distribuidora, que falleció en el acto por un tiro en la cabeza. Fue identificado como Cristian Veliz. El dueño del inmueble recibió impactos de bala en la espalda y otro hombre llamado Héctor A. sufrió una herida de arma de fuego en un hombro. Fueron trasladados al Heca y al hospital Roque Sáenz Peña.

Había un gran despliegue policial en el barrio y efectivos de la PDI habían levantado al menos 12 vainas servidas en el lugar.

Un vecino habló con el móvil de Radio 2 y contó que “se escucharon tiros y cuando salimos vimos a dos personas tiradas en el piso; uno que estaba prácticamente muerto y el dueño de la distribuidora también estaba muy mal en la esquina”.

“Entraron en una chata, todos encapuchados, e hicieron un desastre. Parecía una película”, describió. Y comentó que el ataque “duró 3 minutos más o menos”.

“El manco”

Oscar César G. es una persona conocida en la zona de Constitución al 5100, donde este sábado se produjo una feroz balacera en la que resultó herido de cuatro balazos en la espalda. En barrio Plata es conocido como “Gitano” o “El manco”. Es dueño de una distribuidora de gaseosas que en su momento fue apuntada públicamente por un joven como “pantalla” de otros negocios. Además, en enero fue detenido e imputado por varios delitos.

“El manco” fue el apodo muy mencionado en octubre de 2017, cuando un albañil fue baleado en Lamadrid al 3300, cerca del lugar donde este sábado ocurrió la feroz balacera en la que resultó herido ahora el mismo “Manco”.

En aquel entonces, el hijo del albañil dijo en De 12 a 14 (El Tres) que “El manco” había instigado la balacera contra su padre, quien fue atacado cuando se desplazaba en su auto. El supuesto instigador y la víctima viven a pocos metros de distancia.

El muchacho públicamente aseveró: “Este hombre se maneja en el mundo del hampa, tiene vínculos con el narcotráfico, hizo matar a chicos, los hizo desaparecer. Es una persona muy temida en el barrio. Manda a tirar tiros a casas para después comprarlas a bajo precio para poner búnkeres. Esto ya está denunciado”.

“Su cuñado es Laferrara, lugarteniente de Los Monos. Tiene diez cámaras en toda la cuadra. ¿Qué persona tiene tantas cámaras? Vivimos con miedo en el barrio, no podemos salir a la calle”, agregó el hijo del vecino baleado y afirmó que la distribuidora que tiene es “sospechosa” y que llegan a ese lugar “camiones con mercadería del norte” y que dicho lugar es custodiado por soldaditos.

Oscar César G. volvió a salir en las crónicas policiales, cuando la Policía de Investigaciones (PDI) lo detuvo en allanamientos en barrio Plata junto a otras personas. Posteriormente, el fiscal Gustavo Ponce Asahad lo imputó por estafas, defraudación, por instigar una tentativa de homicidio y por falsedad ideológica.

La supuesta organización que integra “El manco” está sospechada de usurpar viviendas con fines delictivos, según indicaron fuentes policiales y judiciales en el marco de la investigación.

Fuente: Rosario3.com.