Para Boasso, menos estacionamientos traerán más problemas

El concejal Jorge Boasso expresó su voto negativo al proyecto de modificación de la ordenanza de cocheras y playas de estacionamiento que propone un mínimo de 50 boxes para nuevas cocheras y 40 para aquellas que renueven habilitación. “Me reuní con la Cámara de Estaciones de Servicios, Garages y Afines de Rosario y están espantados con este proyecto”, expresó el experimentado edil.

Según la iniciativa, las que tengan menos de 20 lugares, deberán transformarse en cocheras mensuales y para las de 20 a menos de 40 que no puedan adecuarse, por condiciones estructurales a la nueva reglamentación, deberán realizar una presentación para que puedan mantener su tarea.

“Este proyecto traerá como consecuencia el cierre de muchas cocheras que por no poder ampliarse deberán cerrar, o migrar hacia otros rubros, incrementando el déficit de las mismas en las zonas con más tránsito de la ciudad”, expresó el radical.

Para la Cámara de Garagistas la obra de hormigón tiene un valor aproximado de 1400 pesos por metro cuadrado. Además, afirman que los meses que puedan llevar la simultaneidad de obras puede generar conflictos de uso para quienes hoy utilizan el servicio de estacionamiento.

Las cocheras y playas de estacionamiento son un servicio público impropio por ende es necesario su funcionamiento y cualquier iniciativa que atente contra el mismo perjudica a los usuarios.

Por su parte, el tesorero de la entidad empresaria, Oscar Liberton, opinó que si la iniciativa se pusiera en práctica 8 de cada 10 playas correrían riesgo de desaparecer.

“Es decir, tendremos menos estacionamientos y los usuarios quedarán rehenes de las pocas que puedan adecuarse a la nueva normativa y de las tarifas que estos fijen. Beneficiemos a los rosarinos, buscando soluciones sin perjudicar a otros rosarinos”, sostuvo Boasso.