Nena asesinada: tensión en el barrio y amenazas en vivo a un periodista

El ataque a balazos que terminó con la vida de Maite Ponce, una nena de 5 años, en la mañana de este miércoles en Ávalos al 1800 no fue un caso de violencia aislado. Minutos antes, se registró una balacera a pocos metros contra otra vivienda y un vehículo. Y más tarde, un equipo periodístico de Canal 5 sufrió amenazas mientras cubría lo ocurrido. “Si querían matarnos, nos mataban”, contó el periodista Maximiliano Raimondi, quien fue víctima del violento amedrentamiento.

En ese espacio de la zona norte, según fuentes policiales, se disputan territorio dos organizaciones vinculadas a la venta de estupefacientes. Se registraron varios hechos de violencia. El pasado 9 de junio murió Mariano Rodríguez, un hombre de 44 años que el 2 de junio había recibido un disparo en la cabeza.

Rodríguez agonizó durante una semana hasta que falleció en el Hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca). Desde la Fiscalía se investiga si este ataque tiene relación con otros ocurridos en ese punto de la ciudad.

  • Este miércoles fue baleado un domicilio en Ávalos al 1800, entre Larrechea y Ghiraldo. Una bala que ingresó en el interior impactó en la cabeza de Maite, quien murió en el Víctor J. Vilela a las pocas horas.

Minutos antes de ese ataque en el que murió la pequeña se había registrado otro a unos 40 metros, por calle Ghiraldo. De acuerdo a fuentes policiales, dispararon 13 veces contra el frente de una casa y un utilitario estacionado. Se recogieron 13 vainas servidas. No hubo heridos.

  • Este mismo miércoles a la mañana un equipo de trabajadores de prensa de Canal 5 que cubría los hechos fue intimidado y amenazado por realizar su trabajo.
  • El periodista Maximiliano Raimondi contó que mientras salía al aire fue amenazado de muerte por un joven que se desplazaba en una moto y le dijo que le iba a pegar “un corchazo” si no se iba. Varias motos empezaron a circular cerca del equipo de forma intimidante. Cuando tomaron la decisión de irse, uno de los motociclistas los siguió, le tiró una patada al móvil y amenazó con sacar una pistola.

En las redes sociales, colegas y medios nacionales se solidarizaron con el periodista, quien contó detalles de la situación que atravesó junto a camarógrafos en medio de un clima tenso en inmediaciones de la vivienda atacada y que tuvo el triste desenlace.

Fuente: Rosario3.com.