Lunes a los tiros: ejecutaron a un adolescente de 16 años en zona oeste y hallaron a un joven asesinado en el límite entre Rosario y Pérez


Un adolescente de 16 años fue ejecutado a balazos durante la tarde de este lunes en la zona oeste de Rosario y el cuerpo de un joven asesinado de entre 20 y 25 años fue hallado más tarde en una zona rural de Pérez. El inicio de la semana arrojó dos nuevos crímenes en nuestra ciudad y su zona de influencia, que siguen con la escalada de violencia al rojo vivo. 

El primero de los casos se dio en inmediaciones de Valparaíso y Garay, cerca de las 18. Un adolescente jugaba al fútbol en una pequeña plaza en la cuadra de su casa, cuando pasó un auto rojo, del que se bajó al menos una persona armada y le disparó en repetidas oportunidades, provocándole la muerte. Según testigos, hubo al menos ocho disparos contra el pibe de 16 años, que habría sido rematado cuando estaba herido en el suelo.

El fiscal Ademar Bianchini confirmó que el arma utilizada fue de grueso calibre, mientras se investiga un supuesto problema con otro menor del barrio. El padrastro del joven fallecido indicó ante la prensa que los vecinos le contaron que había tenido una pelea algunas horas antes con alguien de la zona.

“Era un nene que jugaba con otros chicos del barrio. Estaba siempre jugando a la pelota, no estaba metido en nada”, señalaron vecinos del humilde barrio del oeste rosarino, en plena conmoción por el salvaje homicidio. Tras la ráfaga de disparos, familiares se acercaron y hubo desazón, bronca y dolor.

En el segundo de los episodios del día, hallaron en horas de la tarde de este lunes el cuerpo de un joven de entre 20 y 25 años en medio del campo en la zona rural de Pérez. El cadáver tenía un disparo en la zona del cráneo y tres balazos más; esperan el resultado de la autopsia para determinar fehacientemente las causas del deceso. En la escena se trazaron las pericias para buscar huellas que lleven a los asesinos. 

El lugar donde fue encontrado el cadáver es un camino sembrado de soja, donde según los vecinos ya había sucedido algo similar. El muchacho no había sido identificado todavía, ni familiares ni allegados habían reclamado su cuerpo.


+info


Otro crimen: un joven fue atacado a balazos en la zona sudoeste y murió en el Heca