Leal y Varela, las sorpresas del deslucido Newell’s de Llop

Newell’s comenzó con el pie derecho el reinicio de la Superliga. Derrotó con lo justo a Arsenal en el Coloso Marcelo Bielsa y sumó tres puntos importantes en relación al desarrollo del juego y teniendo en cuenta que su rival era el último del campeonato. Fue 2-1 con goles de Luis Leal y Joaquín Varela, las dos sorpresas del deslucido equipo de Juan Manuel Llop.

  • La Lepra no supo dominar el juego y apenas convirtió, le empataron. Tuvo que esperar al minuto 91 para resolver tras un blooper rival. Brian Sarmiento no condujo, Joaquín Torres nunca se conectó y apenas Héctor Fértoli aportó en el ataque. Nelson Ibáñez, que reemplazó a Luciano Pocrnjic, fue clave para mantenerse en partido.

Luis Leal (30 años)

El portugués llegó como una excéntrica apuesta en agosto pasado y se fue ganando el lugar como centrodelantero del primer equipo. A pura garra para chocar contra las defensas rivales y algunos goles, varios de cabeza, se sacó de encima la competencia de Mauro Guevgeozián, que acabó yéndose.

Leal volvió a convertir frente a Arsenal la apertura del marcador, tal como lo había hecho frente a River y Racing y también durante la pretemporada. Esta vez apenas desvió un centro de Fértoli para el 1-0 sobre Arsenal.

Con potencia y generando ocasiones pese a que el sistema del equipo parece dejarlo solo, Leal se transformó en un delantero complicado para los rivales y Llop confía en sus condiciones, pese a los rumores de la llegada de un refuerzo en ofensiva.

Joaquín Varela (20 años)

El catamarqueño apareció en el momento justo y definió con una técnica impecable en tiempo de descuento, para darle la estocada final a Arsenal, que parecía con el punto en el bolsillo. Capturó un rebote luego de un corner en el minuto 91, abrió el pie y definió desde adentro del área. Inatajable para Pablo Santillo y delirio de los hinchas en el Coloso.

El zaguero debutó en el último clásico rosarino en el Gigante de Arroyito y esta fue su segunda participación en el once titular. Tuvo una buena labor, con firmeza y algo de salida. Y lo coronó con el gol de una victoria que tuvo poco de justo por lo poco que generó la Lepra, de local y frente al último de la Superliga.

Sus 1,90 metros son reflejo del poder aéreo del pibe Varela, que esta vez le tocó definir con los pies y demostró una gran destreza técnica, sin titubear en el final del partido. La continuidad y el desarrollo de las competencias que afrontará el Rojinegro mostrarán si está a la altura del complejo momento del club. Desde lo institucional, desde ya, y desde lo deportivo, sin juego y con más dudas que certezas.

Fotografías: @CANOBOficial y @luisvenaria.