La inflación llegó al mate: autorizaron aumento de la yerba en un 37,5%

Además del asado, el mate es una costumbre de los argentinos que sufre los embates de la crisis económica. El gobierno autorizó el aumento de la yerba mate, por lo que el kilo del producto en las góndolas de los supermercados podría costar cerca de 160 pesos.

La administración central fijó el nuevo precio de la yerba mate en 11,55 pesos para la hoja verde y en 43,89 pesos para la llamada “canchada”, valores por debajo de los 13,50 pesos solicitados por el Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM).

Los productores aseguraron que con el nuevo precio estipulado se prevé solamente poder vender, cubrir los costos de cosecha, los impuestos y las necesidades básicas de los trabajadores yerbateros. Muchos se mostraron en desacuerdo con la suba por insuficiente, pero tras una reunión se definió que es “lo mejor que se podía conseguir”. 

Los nuevos precios que deberían cobrar los productores yerbateros de Corrientes y Misiones regirán desde esta semana hasta el 30 de septiembre de 2019.

Desde el sector explicaron que la suba no es arbitraria, sino que se encuadra en un procedimiento establecido por ley que les permite a los productores actualizar el precio en base a los costos y aumentos que sufre todo el proceso productivo durante los últimos seis meses.