Iniciaron la compactación de autos y motos abandonados para liberar espacio en el corralón

En el corralón de Presidente Perón al 7600, la Municipalidad de Rosario puso en marcha el proceso de descontaminación y compactación de vehículos alojados en los depósitos municipales. Se trata de 612 automotores y 4.023 motos que fueron declarados en estado de disposición a partir de la falta de respuesta de sus titulares a las reiteradas notificaciones.

El proceso es desarrollado por la empresa JIT S.A., adjudicataria de la licitación pública tramitada oportunamente, que tenía previsto el inicio de los trabajos para marzo de este año, pero debió ser postergado por el aislamiento social preventivo y obligatorio dispuesto a nivel nacional.

“Tenemos una ocupación del 95% de los corralones municipales, pero además de liberar el espacio necesitamos también trabajar en la cuestión sanitaria vinculada a la problemática del dengue, por lo que la liberación tiene por objetivo también la desinfección y fumigación del lugar, el desmalezado y descacharrado de espacios donde podría juntarse agua que permita el desarrollo del mosquito”, detalló el secretario de Gobierno, Gustavo Zignago.

A su vez, el funcionario remarcó la importancia de dicha tarea para poder continuar con los operativos de control: “Es importante este proceso para poder proseguir con las tareas de control municipal, ya que los vehículos que aquí se encuentran son el producto de los operativos de tránsito y del retiro de vehículos con estado de abandono”.

En relación a la modalidad de selección de los vehículos a compactar, Zignago indicó: “A los vehículos se los define en estado de disponibilidad después de haber realizado la identificación de sus titulares, tanto en nuestro registros como en el registro del automotor, y luego de haber sido notificado en varias ocasiones a sus titulares y no presentar respuesta alguna por el lapso mínimo de seis meses”.

A los autos y motos a compactar se les vacía los tanques y se retiran las baterías para reducir los elementos de contaminación. Luego de esto los vehículos son colocados en la prensa compactadora que reduce su volumen en un 50%.


+info


Clausuraron un bar con una decena de clientes comiendo adentro sin ningún tipo de protección