Imputaron y quedó preso el joven que se enojó con el mecánico y lo prendió fuego en la zona noroeste


Un hombre fue imputado este lunes por tentativa de homicidio luego de que el jueves pasado prendiera fuego y golpeara salvajemente al dueño de un taller mecánico de la zona noroeste de la ciudad de Rosario. La víctima se arrojó a una zanja para salvar su vida, pero sufrió quemaduras de entre el 35 y 40% de su cuerpo. 

La fiscal Georgina Pairola de la Unidad de Homicidios Dolosos le imputó el episodio ocurrido el 4 de febrero en Colombia al 400 bis. De acuerdo a la investigación, el acusado, Maximiliano V., se presentó en el taller mecánico a bordo de una Renault Kangoo blanca. Una vez allí, le pidió a la víctima y su hijo un bidón de plástico y se retiró del lugar para volver a los 15 minutos a pie con el bidón lleno de combustible. Volvió y perpetró el feroz ataque.

El hijo de la víctima conto que tanto él como su padre son mecánicos de motos y trabajan en un taller que tienen en su domicilio de barrio Ludueña. Según relató, cerca de las 19 del jueves estaban trabajando en la reparación de una moto de 110 centímetros cúbicos sin patente cuando su dueño, Maximiliano V., apareció en el taller y se enojó porque el vehículo todavía no había sido reparado.

El cliente enfadado pidió entonces un bidón para ir a comprar nafta y se fue del lugar. Unos minutos después, cuando estaban cerrando el taller volvió y encontró al mecánico padre montado sobre la moto. Entonces le arrojó el combustible al hombre y le arrimó un encendedor, por lo cual de inmediato se prendió fuego. Afectado por las llamas, Jorge Miguel F., de 50 años, se tiró a una zanja para intentar apagar el fuego, pero el atacante se le tiró encima y comenzó a golpearlo.

Luego de eso y ante la llegada de vecinos y allegados, el joven, que vive a pocas cuadras del taller, huyó corriendo. De inmediato Jorge Miguel F. fue trasladado al Hospital de Emergencias Clemente Álvarez y quedó internado en estado delicado y con pronóstico reservado.

Los estudios médicos determinaron que sufrió quemaduras en su cuerpo en un porcentaje de entre el 35 y 40%, con compromiso en la región de cara, cuello, abdomen, miembros superiores, genitales y vías aéreas. El juez de Primera Instancia Rodolfo Zavala dictó la prisión preventiva efectiva por el plazo de ley para el victimario.


+info


Tras una pelea, un hombre fue asesinado y hallado en su casa prendida fuego en zona oeste

Caso Bocacha: imputaron por homicidio y quedaron presos dos policías y dos patovicas por la secuencia previa a la muerte