Imputaron y dictaron prisión preventiva al acusado de robos y abusos sexuales

Diario La Capital

El hombre de 24 años acusado de al menos ocho casos de robo y abuso sexual cometidos entre enero y julio pasado en distintas zonas de la ciudad quedó imputado este domingo en una audiencia desarrollada en el Centro de Justicia Penal. Además, la jueza María Chiabrera ordenó la prisión preventiva por el plazo de la ley a pedido de la fiscal de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Alejandra Raigal.

  • El hombre, de nombre Pablo Barreto, fue imputado por ocho casos ocurridos entre el 9 de enero y el 10 de julio pasado. Le adjudicaron los cargos de abuso sexual con acceso carnal, abuso sexual en grado de tentativa, abuso simple, robo calificado y simple y privación ilegítima de la libertad.
  • Al término de la audiencia imputativa la fiscal Raigal dijo en conferencia de prensa que entre los elementos probatorios que se presentaron en la audiencia de este domingo figuran los “secuestrados en el domicilio del acusado, que coinciden con elementos descritos por las víctimas”.

Entre ellos mencionó “la moto, el casco y la caja blanca utilizada” en la mayoría de los casos. Además, fueron clave las ruedas de reconocimiento realizadas la semana pasada donde “la mayoría de las mujeres lo han reconocido” como el autor de las agresiones.

La fiscal confirmó también que el imputado aceptó que se le haga una extracción de sangre para pruebas de ADN.

La funcionaria judicial describió en la audiencia de este domingo que el imputado utilizaba “el mismo modus operandi”: ingresaba a locales comerciales en calidad de cliente con la excusa de consultar por elementos o mercadería, para luego amedrentar a las victimas, amenazarlas, trasladándolas hacia otro ambiente del local, maniatándolas, aprovechándose de la situación para abusar sexualmente de ellas, sustrayendo además dinero en efectivo, dándose a la fuga en su motocicleta.

Luego del pedido de la Fiscalía de prisión preventiva efectiva por el plazo de ley y la realización de exámenes de sangre, la defensa del acusado pidió su libertad. En tanto, el imputado hizo uso de la palabra y aceptó la extracción de sangre para efectuar los exámenes permanentes.

La jueza Chiabrera cerró la audiencia ordenando la prisión preventiva efectiva por el plazo de ley.

Cayó el violador serial más buscado de Rosario

Los hechos

El 9 de enero a las 11, el sujeto ingresó a un comercio de Buenos Aires al 3400 y tras amenazar a la víctima, la traslada hacia otro ambiente del local, maniatándola, intentando abusar sexualmente de la misma. No logró su cometido ya que la mujer opuso resistencia, por lo que el joven se dio a la fuga con dinero en efectivo que había sustraído. Por ese hecho se le imputó robo simple y privación ilegítima de la libertad agravada por amenazas en concurso real, en calidad de autor y consumado.

El 15 de abril a las 13 ingresó a un local de Rodríguez al 1200 y tras amenazar a la víctima la trasladó hacia otro ambiente del local, la maniató e intentó abusar sexualmente de ella. Tampoco logró su cometido, por lo que sustrajo dinero en efectivo y se dio a la fuga. Se le imputó por este hecho abuso sexual en grado de tentativa, robo calificado y privación ilegítima de la libertad.

El 14 de mayo a las 13.15 en Pasaje Blanque y Mitre interceptó a una mujer cuando descendía de su vehículo. Tras realizar amenazas y exhibirle un arma de fuego, abusó de la misma dentro de su auto, sustrayéndole ademas su billetera. Se le imputó por este hecho abuso sexual con acceso carnal y robo calificado, ambas en concurso real en carácter de autor y consumado.

En una librería de Sarmiento al 4300, el 20 de mayo ingresó a las 19 haciéndose pasar por cliente. Con la excusa de consultar por elementos o mercadería, trasladó a la víctima hacia otro ambiente del local, la ató y abusó sexualmente de ella. Le sustrajo dinero y se dio a la fuga. Se le imputó por este hecho abuso sexual con acceso carnal, robo simple y privación ilegitima de la libertad agravada por amenazas, todos en concurso real.

El 24 de junio a las 19.30 entró a un local de Uruguay al 1100. Allí amenazó a quien estaba tras el mostrador, le robó dinero y se dio a la fuga. Se le imputó por este hecho robo en carácter de autor y consumado.

Londres al 3300. El 26 de junio entró a un comercio de la zona y tras exhibir un arma de fuego, ejerció violencia hacia la víctima. De lugar se llevó dinero en efectivo. Se le imputó por este hecho robo calificado por el uso de arma, que no fue hallada.

El 27 de junio al mediodía, el imputado entró a una veterinaria de San Nicolás al 300. Ingresó con intenciones de robo, trasladó a la victima hacia otro ambiente del local, la maniató e intentó abusar de ella, sustrayendo además dinero en efectivo. Por el caso fue imputado de abuso sexual simple y exhibiciones obscenas y robo calificado.

Finalmente, el 10 de julio a las 9.30, en España al 3800, ingresó a un negocio y haciendo ademanes que tenía un arma de fuego le exigió a la victima dinero en efectivo y productos, dándose a la fuga. Se le imputó por este hecho robo calificado por el uso de arma de fuego.