El taxista asesinado hacía horas extra para festejarle el cumpleaños al hijo

La esposa de Gerónimo Escobar, el taxista asesinado esta madrugada, confió que solía terminar su jornada laboral cerca de la 1 pero que anoche, había decidido hacer unas horas extra a fin de juntar algo más dinero para poder festejarle el cumpleaños a su hijo el domingo próximo. “Era muy buena persona”, lamentó Rita mientras sus hijas lloraban la muerte de su padrastro desde hace 17 años.

La pareja de Escobar expresó su profundo dolor desde el hospital de Emergencias Clemente Álvarez (Heca), lugar donde acababa de morir el taxista baleado. De acuerdo a lo que señaló, su esposo solía trabajar hasta la 1 de la madrugada, sin embargo este jueves estiró su jornada laboral con un objetivo conmovedor: quería reunir un poco de dinero para costear un asado que daría el domingo próximo en honor a su hijo que cumple 14 años.



“Doy un par de vueltitas más para juntar para el asado del nene”. Eso le había dicho a Rita la noche anterior al crimen al regresar a su hogar algunas horas más que de costumbre. Anoche, cuando pasada la 1 la mujer advirtió que Gerónimo no volvía, pensó que había decidido, una vez más, hacer horas extra y con eso, reunir un poco más de dinero para el festejo del cumpleaños del chico.

Rita hacía 17 años que estaba en pareja con la víctima. Además del hijo en común, la familia se completa con las dos hijas de la mujer que lloraban la muerte del padrastro en el Heca, mostrando un sumo pesar por su deceso. “Era muy buena persona”, sostuvo Rita emocionada y en aparente tranquilidad.


+info


Taxistas confirmaron un paro hasta mañana tras el asesinato de un chofer

Otro homicidio: murió en el Heca el taxista baleado en la madrugada en zona sur