El Concejo manifestó su «enérgico repudio al golpe de Estado en Bolivia»: los ediles del PRO se abstuvieron

El Concejo Municipal de Rosario expresó su «enérgico repudio al golpe de Estado perpetrado al presidente constitucional Evo Morales en Bolivia», aprobado por unanimidad en la sesión de jueves con la abstención de los concejales Alejandro Rosselló, Carlos Cardozo, Ana Martínez, Roy López Molina, Renata Ghilotti, Agapito Blanco y Germana Figueroa Casas, todos de Juntos por el Cambio, en sintonía con la declaración del gobierno nacional encabezado por el presidente Mauricio Macri.

«El Concejo declara su apoyo y se solidariza con su pueblo, exigiendo el cese inmediato de procedimientos violentos contra los dirigentes, funcionarios y civiles en un contexto de creciente violencia; el respeto irrestricto a la vida y la integridad de las personas y los derechos humanos; y el llamado a elecciones libres, informadas y sin proscripciones con el objetivo de recuperar la democracia», señaló a través de un comunicado.

Asimismo, abogó por «el inmediato restablecimiento pleno del Estado de Derecho que garantice la paz en el pueblo de Bolivia a través de la convocatoria y realización de elecciones con total transparencia y la vigencia irrestricta de sus normas constitucionales».

La mayoría de los ediles se manifestó públicamente en contra del golpe de Estado en Bolivia, mientras que los pertenecientes al PRO optaron por abstenerse en la votación de este jueves.