Cambio de gobierno: asumen Alberto Fernández y Cristina Kirchner

El presidente electo Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner prestarán juramento este martes en el contexto de una Asamblea Legislativa, que será el ámbito de una ceremonia formal en la que el mandatario saliente Mauricio Macri entregará los atributos de mando a su sucesor en el Congreso de la Nación.

Tras prestar juramento, Fernández brindará un mensaje ante la Asamblea Legislativa, en la que explicará los principales aspectos del programa que instrumentará su gobierno en materia política, económica y social.

Según el cronograma tentativo conocido este lunes, la Asamblea Legislativa se iniciará a las 11.15, y será presidida por la vicepresidenta saliente Gabriela Michetti, tras lo cual se realizará la designación de los legisladores que integrarán las comisiones de interior y exterior, respectivamente, que serán las encargadas de recibir en la explanada del Palacio sobre la avenida Entre Ríos al presidente electo.

La ceremonia pasará luego a un cuarto intermedio para recibir a Alberto Fernández, que llegará cerca de las 11.45 al Palacio del Congreso, e ingresará por la explanada de la avenida Entre Ríos.

De acuerdo a lo previsto, el primero en llegar al Congreso a las 11.30 será Macri, luego a las 11,40 hará lo propio Cristina, y a las 11.45 arribará el presidente electo.

A su arribo, Fernández procederá a la firma de los Libros de Honor del Honorable Senado de la Nación y de la Cámara de Diputados de la Nación, en el «Salón Azul».

Posteriormente, Cristina Fernández y Alberto Fernández prestarán juramento ante la Asamblea Legislativa como presidente y vicepresidente hasta el 10 de diciembre del 2023.

Histórica transición en paz

Según establece la Constitución Nacional, el nuevo jefe del Ejecutivo debe jurar en el Congreso y, si bien ese texto no hace referencia al bastón y la banda presidencial, cuyas entregas se realizan en un acto protocolar, esa ceremonia se concretará también en el mismo Palacio Legislativo y será el presidente saliente Mauricio Macri quien hará entrega de los atributos de mando.

Néstor Kirchner, en 2007, fue el primero en modificar ese procedimiento y hacer el traspaso en el Congreso cuando asumió su esposa, Cristina Fernández de Kirchner, ya que optó por cambiar el esquema para que la entrega de atributos se realizara en el Palacio Legislativo y no en la Casa Rosada como si lo habían hecho hasta el momento Raúl Alfonsín, Carlos Menem y Fernando de la Rúa.

Se trata de un acontecimiento histórico, ya que desde 1928 no sucedía que un presidente no peronista entregara el poder sin una crisis institucional, y tanto Alberto Fernández como el propio Macri destacaron el valor de este hecho histórico.

A diferencia de lo que ocurrió en 2015, cuando le tocó asumir la presidencia a Macri, Cristina Kirchner se negó a hacerle el traspaso de mando, y fue el presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, el encargado de tomarle juramento al mandatario electo, Macri entregará formalmente los atributos de mando a su sucesor.

Alfombra roja

Para la ceremonia, trabajadores del Congreso ya están alistando los salones del edificio y colocaron incluso tanto la tradicional alfombra roja como las vallas para permitir el paso de las autoridades electas desde la explanada de la entrada principal del Palacio, sobre la avenida Entre Ríos, hasta el recinto de la cámara baja, donde se realizará la ceremonia.

En tanto, en las afueras del Congreso, sobre la avenida Entre Ríos, frente a la Plaza de los Dos Congresos, habrá una movilización que forma parte de la convocatoria que desde hace días están realizando desde el Frente de Todos para acompañar la asunción del presidente y la vicepresidenta electa aunque el festejo se trasladará a las 14 a la Plaza de Mayo donde habrá varios shows musicales.

«El 10 de diciembre empezamos a poner a la Argentina de pie», anunció la vicepresidenta electa. Y luego de los mismos textos alusivos a la democracia y la Patria, agregó: «Los esperamos», con un corazón rojo al lado.

Saludo desde el balcón de la Rosada

Tras formular su primer discurso como presidente ante la Asamblea Legislativa, Alberto Fernández, que se convertirá en el séptimo mandatario electo desde la instauración de la democracia en 1983, se trasladará a la Casa Rosada para recibir a las delegaciones extranjeras, tras lo cual tomará juramento en horas por la tarde a los ministros de su gabinete nacional en el Salón Blanco y luego saludará desde el balcón central al público que se congregará en la Plaza de Mayo del microcentro porteño.

Brasil, principal aliado comercial de la Argentina en la región, estará presente en la asunción a través del vicepresidente, luego de varios entredichos en los que el mandatario Jair Bolsonaro se negó a venir por diferencias ideológicas y a enviar a un funcionario de primera línea.

Pero este lunes su vice, el general retirado Hamilton Mourao, anunció al canal Globonews que participará en Buenos Aires de la ceremonia de Alberto Fernández, de modo que no será de la partida el embajador brasileño en la Argentina, como se previó ante el cortocircuito entre los gobiernos.

Son cuatro los mandatarios latinoamericanos que confirmaron su presencia. Tres vecinos: Tabaré Vázquez (Uruguay), Sebastián Piñera (Chile) y Mario Abdo Benítez (Paraguay), más el cubano Miguel Díaz-Canel. Se sumarán a importantes funcionarios de China y Estados Unidos, entre otros países.