Alberto Fernández dijo que la cuarentena continuará y que habrá controles “más estrictos”

El presidente Alberto Fernández aclaró este miércoles que la cuarentena que se decretó contra el coronavirus continuará casi sin cambios en los grandes centros urbanos del país y que incluso habrá controles “más estrictos”, aunque reveló que aguarda los informes de los gobernadores para analizar la posibilidad de flexibilizar las restricciones en algunas regiones del país.

“No hay ningún levantamiento de la cuarentena”, sentenció el Jefe de Estado tras las deliberaciones por videoconferencia que mantuvo el martes con los gobernadores para analizar los pasos a seguir a partir del lunes, cuando vence el plazo que se estableció para esa medida.

El presidente Fernández dejó en claro que las restricciones para garantizar el aislamiento social continuarán e incluso reveló que les solicitó a sus ministros que extremen los controles para detectar y sancionar a quienes violen la norma que se puso en vigencia el 20 de marzo para desacelerar la propagación del Covid-19 en la Argentina. Al respecto, el primer mandatario adelantó que “en los centros urbanos” serán “mucho más estrictos”.

“En los grandes centros urbanos vamos a s er más estrictos que hoy, hemos hecho un enorme esfuerzo, estamos a mitad de camino, no hemos logrado nada, sólo hemos logrado aplanar la curva y que el contacto sea más lento, hemos logrado preservar la vida de muchos argentinos. El otro día escuchaba a un infectólogo muy reconocido de Córdoba, muy reconocido mundialmente, decir que esta cuarentena había salvado ciento de vidas humanas. Entonces tenemos que tener en cuenta esas cosas”, amplió.

Fernández calculó que el pico de la pandemia en la Argentina, aunque inicialmente se proyectó para mediados de mayo, “es muy posible que prolongando la cuarentena se corra un poco más”. “Yo calculo que va a estar en la segunda quincena de mayo, calculo según me dicen”, aclaró.

“Acá no hay ningún levantamiento de cuarentena. Vamos a ver algunos casos puntuales donde podamos permitir actividad, pero no va a haber ningún levantamiento de cuarentena. La palabra flexibilizar permite pensar que hay cierta liberalidad. No, en los grandes centros urbanos la cuarentena no sólo debemos seguirlas sino también ponernos más estrictos porque vemos cierto relajamiento que nos preocupa”, insistió.

Seguido, el presidente indicó que aguarda la presentación de informes de los gobernadores para analizar qué actividades se pueden considerar esenciales para que comiencen a funcionar en el marco del aislamiento social.

Explicó, que una vez que tenga ese relevamiento sobre “el panorama en el interior” se anunciará la prolongación de la cuarentena general contra el coronavirus. “Todos los gobernadores estuvieron de acuerdo en prolongar la cuarentena”, afirmó.

El aislamiento obligatorio se mantendrá para la mayor parte de la población, en especial en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), donde se registra el 70 por ciento de los contagios. La misma regla se aplicará a distritos con transmisión local del virus, como la provincia de Chaco y ciudades de Córdoba, Santa Fe y Tierra del Fuego.



Qué cambios o modificaciones habría

Si bien aún no hay ninguna confirmación oficial de fecha de extensión de la cuarentena y de modalidades, surgieron algunas versiones de cómo podría implementarse.

Salidas. Las personas mayores a 65 años y grupos de riesgo deberán seguir cumpliendo con la cuarentena. Tal como ocurre hasta ahora, sólo se puede salir a la calle para comprar alimentos o medicamentos (cerca de los domicilios) y para asistir a un puesto de trabajo de los denominados “esenciales”.

Sin clases. El Gobierno ratificó que no se reanudarán las clases en los colegios la semana próxima. No descartan cambios en el calendario escolar. Las Universidades son autónomas y cada cual informará su modalidad.

Permiso para circular. El Certificado Único Habilitante para Circulación es el único permiso válido para transitar por la vía pública para quienes comprendan las actividades y servicios declarados esenciales durante el aislamiento. Se puede tramitar en tramitesadistancia.gob.ar. Consultá la lista completa de quiénes debe tramitarlo. En Córdoba, desde este jueves sólo se puede circular con el nuevo permiso.

Industria. El Gobierno evalúa nuevas reglas para la industria. Aun faltan definir detalles como reaperturas de algunas fábricas y horarios.

Comercios. Seguirán abiertos los supermercados y negocios de cercanía. También farmacias, ferreterías y veterinarias. Se mantendrá el sistema de cajeros y el traslado de caudales, así como el delivery de alimentos, medicamentos y productos de limpieza.

Barbijos. Las autoridades recomendaron utilizar “barbijos caseros” o tapabocas. Tuturial de Salud para hecer un barbijo casero.

Más controles. El Gobierno reforzará los controles en las calles, rutas y espacios públicos para reducir la circulación.

Vuelos y viajes de larga distancia. El Gobierno les anticipó a los gobernadores que seguirán suspendidos los vuelos de cabotaje y los viajes de media y larga distancia.

Varados. Se dispuso un cronograma de “reapertura dosificada” del espacio aéreo, con el objetivo de repatriar a los miles de argentinos que aún están en otros países. La Cancillería fijó requisitos para asistir a los varados. Se trata de un formulario de 25 puntos que deberán completar aquellos que solicitan ayuda económica desde el exterior.

Transporte público. El transporte público de pasajeros continuará funcionando solo para corta distancia y para quienes están exceptuados. En Córdoba no se descarta el uso de barbijos para quienes utilicen este servicio.

Shoppings y restaurantes. Hay propuestas para reabrirlos, pero aún no hay nada oficial. Está en análisis la venta online y el delivery.

Bancos. Los bancos empezarían a atender a todas las personas. Sería con turnos previos, al menos la primera semana.

Empleadas domésticas. Una posibilidad es que a partir del lunes 13, puedan volver a trabajar las personas que cumplan tareas de servicio doméstico bajo la modalidad “sin retiro” o en jornadas diarias completas, siempre dentro de un mismo lugar de trabajo. Todo está bajo análisis.