Aguas avanza con el operativo de limpieza de bocas de tormenta en la ciudad

Aguas Santafesinas sigue llevando adelante un operativo de limpieza de alrededor de 5400 bocas de tormenta del centro y macrocentro de la ciudad de Rosario, con el objetivo de optimizar su funcionamiento cuando se registran lluvias y aprovechar al máximo posible la capacidad de drenaje hidráulico de las mismas. Desde el mes de febrero la empresa despliega esta actividad de limpieza que ya se efectuó en la zona comprendida por avenida Pellegrini, bulevar Oroño y el río.

El sector sobre el que se está trabajando comprende el denominado “radio antiguo” delimitado aproximadamente desde el río hasta Avellaneda al oeste y Garay hacia el sur.

Ya se concretó la limpieza de más de 2000 bocas de tormenta, y se estima que las tareas finalizarán en tres meses.

En cada una de las esquinas, las cuadrillas retiran los residuos (barro, hojas, papeles y botellas plásticas) que puedan encontrarse tanto en las rejas como en las cajas interiores de las bocas de tormenta. La basura se deposita en bolsas que son recogidas por un vehículo al final de cada jornada.

En caso de detectarse taponamientos en la cañería de desagüe, en días siguientes se realiza la desobstrucción con los equipos especiales de la empresa. Y de constatarse averías en el sistema, se efectúan las reparaciones que eventualmente requiera el desagüe.

Cabe destacar que el año pasado se concretó la limpieza de 2900 bocas de tormenta; este año el operativo casi duplica esa cantidad ya que se incluye todo el sistema pluviocloacal a cargo de Aguas.

  • La red combinada de desagües pluviocloacales, a cargo de Aguas, consta de 355 kilómetros de conductos subterráneos que transportan habitualmente líquidos cloacales, a los que se agregan las aguas de lluvias en caso de precipitaciones.
  • El resto de los desagües pluviales de la ciudad son operados por la Municipalidad de Rosario; Aguas solo es responsable de los desagües cloacales.

Más allá de los mantenimientos necesarios para el sistema pluviocloacal, Aguas recuerda a los vecinos que es esencial su contribución para un mejor funcionamiento de los desagües. En ese sentido, se solicita no arrojar basura en la vía pública (bolsas, ramas, botellas plásticas, etc.) ya que en caso de lluvia todos los residuos terminan depositándose en las bocas de tormenta, lo que dificulta su normal funcionamiento y deriva en anegamientos de bocacalles.