Absolvieron a Belén, la joven que pasó dos años presa por un aborto espontáneo en Tucumán

Luego de haber pasado más dos años presa, sin ninguna prueba, por un aborto espontáneo, y haber logrado la libertad en agosto del año pasado, la joven tucumana fue finalmente absuelta de su condena a ocho años de prisión por la Corte Suprema de Justicia de Tucumán.

Según los jueces del Tribunal de Sala III que la sentenciaron, Belén tuvo a su bebé en un baño del hospital Avellaneda y lo asesinó arrojándolo a un inodoro. La defensa de la joven siempre adujo que se trató de un aborto espontáneo y denunció un proceso lleno de irregularidades y violación de derechos.

El movimiento de mujeres y los organismos de derechos humanos de todo el país, que desde que el caso se dio a conocer en mayo de 2016, se manifestaron exigiendo justicia celebran el fallo del órgano de justicia máximo de Tucumán.