Messi volvió a su viejo look y festejó en el derbi de Barcelona

Un día dijo basta de platinado. El rosarino Lionel Messi, que había sorprendido al mundo con su cambio de look hace unos meses, volvió a su viejo color de pelo. Salió así al campo de juego para el derbi catalán entre Barcelona y Espanyol, que terminó ganando el equipo de Luis Enrique por 3-1 con una descollante labor de la Pulga.

Mientras se debate su continuidad en el club más allá del 2018, cuando finaliza su actual contrato con la entidad catalana, el rosarino sigue haciendo de las suyas y fue una de las figuras del triunfo en el clásico de la ciudad. No convirtió pero armó las jugadas de dos de los tres goles y cerró el año de la mejor manera junto al uruguayo Luis Suárez, goleador de la Liga.

Cambio de look

El rosarino había sorprendido a todo el mundo cuando días antes del comienzo de la pretemporada, a mediados de julio, empezó a circular la imagen de su pelo totalmente platinado. El amor por el rubio duró cuatro meses.

  cambio d look #blondeboy   Una foto publicada por AntoRoccuzzo88 (@antoroccuzzo88) el